Make your own free website on Tripod.com
  El reportaje

07 de agosto de 2005

Principal

 

TÉCNICAS PERIODÍSTICAS

EL REPORTAJE

 Javier Ibarrola

 El reportaje constituye una investigación en la que se proporcionan antecedentes, comparaciones, derivaciones, consecuencias y conclusiones, de tal manera que el tema abordado es tratado con amplitud.

La investigación es quizá el mayor atractivo del reportaje; por ello, el periodista debe investigar todo a fondo y con precisión, antes de escribir su reportaje.

En su desarrollo, el reportaje reúne todos los géneros periodísticos: la nota informativa, aunque con la diferencia que aquí la noticia se examina con profundidad. La crónica, con descripciones  vivas, coloridas y precisas, así como entrevistas, a modo de narración. La mezcla de estos ingredientes debe producir un “sabor” agradable, reflexivo, interesante, intrigante, sorpresivo.

 

El reportaje es la máxima expresión del periodismo; conlleva una gran fuerza descriptiva y expresiva, así como un profundo contenido social y humano. El reportaje es el eslabón entre el periodismo y la literatura.

En este género, el periodista debe acentuar su propio estilo a fin de imprimir su sello particular, su personalidad. Ejemplo: “Subimos 76 escalones para tocar la felicidad. Cuenta la tradicional placa que quien llega a la cúpula de la catedral de Babel y logra alcanzar con la mano el corazón de la pesada y añeja campana, tendrá felicidad y sus sueños se harán realidad”

 

El mejor reportaje.- Es el que se lee, se entiende y se recuerda. Los buenos reportajes demuestran que el periodismo es sin duda un género literario.

 

El periodismo nos permite conocer más sobre la naturaleza humana, pues el contacto con la gente es directo y permanente; sin embargo, desafortunadamente  el periodismo mexicano se ha olvidado del hombre mismo, se nutre actualmente de declaraciones de funcionarios y personajes, que están lejos del hombre común.

 

Para el estudiante de periodismo. El estudiante debe aprender a informar de manera clara, precisa y concisa, y dominar su medio de comunicación: la escritura, de tal suerte que debe aprender a escribir y redactar con eficacia. Así como también debe estar bien informado

Ante ello, debe aprender a informarse mediante la investigación y la lectura de documentos periodísticos, literarios, científicos, etc. Pues sólo así podrá  informar y emitir opiniones bien fundamentadas.

El periodismo que se enseña en las universidades conjunta la vocación literaria con la social y política.

También debe saber recabar información y seleccionarla, realizar análisis y persuadir a la opinión pública; siendo el objetivo del periodismo informar y orientar a la opinión pública. Aunque también existe un periodismo de propaganda que es utilizado para engañar al público (Cocoso).

Hacer reportajes implica ya saber lo anterior y hasta dominarlo: informase, saber informar, investigar, saber escribir y fundamentar las opiniones; saber analizar y persuadir.

 

Cualidades del periodista

Agilidad para escribir, pensar y actuar.

Claridad para escribir.

Cultura y conocimiento de las problemáticas sociales.

 

Cualidades del reportaje

 

Actualidad.- Que el tema esté siendo tratado en esos momentos en los medios, o que sea un asunto siempre actual: indocumentados...

Sencillez.- La confusión en un reporte viene de una mala construcción gramatical, del uso de tecnicismos innecesarios y el abuso de cifras y porcentajes.

Interés. Debe abordar temas de interés general. Ejemplo.- “El retorno involuntario de indocumentados se intensificó... en vuelos procedentes de E.U. llegaron a la ciudad de México, familias completas, con todas sus pertenencias; jornaleros sin recursos...”

Humanismo. Que el lector se sienta involucrado con el relato. Que sea humano, cálido, vivo.

Colorido.- El color en un reportaje significa literalmente decir esto es verde, rojo o blanco, etc., a fin de ayudar al lector a ver lo que el periodista ha visto. En la narración hay que plantear todo lo que se percibe. El reportero, cuando describe, debe dejar que las cosas hablen por sí mismas.

Vigor.- Se necesita el vigor, la fuerza de las palabras, la organización de las ideas para atrapar al lector y que éste llegue hasta el punto final del relato.

Vivencia personal.- Historias del periodista, impresiones, sentimientos. En ocasiones el reportero constituye un personaje más de su relato; a veces quizá el más importante.

 

 La función del reportaje. Como la de cualquier género periodístico, su función es informar. Así, quien escribe reportajes investiga el tema a tratar.

Descubrir.- Revela, descubre cosas. “El alcalde de la ciudad fronteriza de Matamos se llama Jesús Roberto Guerra. Y no por casualidad. Es sobrino de Juan Guerra, el cacique que ejerce el pleno dominio de la población “por convencimiento o por temor”.

Educar.- Debe llevar conocimientos de manera amena.

Importancia.- Estriba en que el periódico aporta una imagen del mundo y una explicación del mismo; así, el reportaje, donde se conjugan los hechos y las opiniones, es un excelente instrumento para explicarnos el mundo en que vivimos. El reportaje no sólo amplía la noticia sino que profundiza en el análisis. Sin embargo, el reportaje prácticamente ha desaparecido del periodismo mexicano.

Una opción para que el periódico no deje de ser un medio de comunicación masiva, se propone bajar el costo del diario al lector y elevar las tarifas de publicidad, justificadas por mayor circulación.

 

 

Entradas llamativas

Paradójica

GUERRERO NEGRO.- En la casa de Martín Barajas, su familia come frijoles desabridos, debido a una paradoja: en esta zona bajaliforniana, donde se encuentran las Salinas más grandes del mundo, escasea la sal para consumo local.

            Aquí se producen más de cuatro millones de toneladas al año, de ese elemento el 99 por ciento es transformada en sal industrial.

 

TIPOS DE REPORTAJE

                       

            Cualquier hecho es objeto de reportaje, todo es cuestión de tomar el tema y desarrollarlo en forma atractiva y fundamentada para atrapar al lector. No hay buenos o malos reportajes, hay buenos o malos periodistas.

            Los tres males del periodismo: la mediocridad, la impunidad y la solemnidad

 

·        El periodista debe ser un hombre preparado, con gran capacidad de análisis.

·        El reportaje aporta, además de la noticia, el origen y las causas de los hechos, en beneficio y orientación de los lectores.

           

         Si bien es difícil la clasificación de los reportajes, pues

 reporteros, así como del tema a tratar, no olvidemos que su  objetivo principal es informar, como el de cualquier otro género  periodístico.

La manera de dar a conocer la información, esta vez ya no será escueta, como en la nota informativa, sino se tendrán que ampliar las respuestas a las preguntas básicas que decir con base en la narración de investigaciones profundas, haciendo análisis de los hechos. Además de ofrecer la noticia, el reportaje  manifiesta no sólo el qué sino también el por qué pasó determinado suceso.

 

Reportaje de informativo.- Este responde a la técnica de la famosa pirámide invertida; donde igualmente el reportero hace gala de su estilo, de su libertad expositiva y su creatividad.

 

Reportaje de Interpretativo.-  Si bien, el informe de cualquier hecho noticioso requiere del talento e imaginación del periodista para ser transmitirlo de manera inteligente y amena; en el reportaje interpretativo es aún mayor esa responsabilidad, ya que el reportero tiene la función de explicar al lector un tema demasiado complejo, como asuntos de finanzas, leyes: Helmes-Burton, Simpson-Rodino, guerras.

                En la interpretación, a diferencia de la opinión, no se emiten juicios subjetivos, sino se valoran los hechos con base en los antecedentes de los mismos y a una exposición clara, sencilla y precisa de los acontecimientos. *La receta es lograr exponer con sencillez algo complicado.

 

“La vida en Ayacucho no parece tener ningún valor. Se desarrolla una fuerza brutal entre los fuegos militar y guerrillero, donde el pueblo es siempre el perdedor. Y la vida transcurre en la confusión y el miedo, como si no hubiera esperanza ni mañana. Ayacucho es la herida por donde sangra Perú”.

 

 

Reportaje Descriptivo.- Describir es hacer una relación de las características de lo que se va a hablar: objetos, sensaciones, seres humanos, ciudades. La descripción en el reportaje requiere de fundamentalmente de una enorme capacidad de observación por parte del reportero. El reportero moderno no dispone de grandes espacios en los periódicos, por lo que la descripción deberá ser objeto de una precisa selección. Para este tipo de reportajes, basta que el reportero exponga bien lo ven sus ojos y perciben sus cinco sentidos.

               

 Reportaje autobiográfico.- Nombre acuñado por el periodista norteamericano Tom Wolfe, quien innovó en su tiempo con nuevos estilos en el periodismo. Este reportaje es en el que el propio reportero se convierte  a sí mismo en el personaje del propio reportaje.
 
Reportaje Narrativo.- Narrar es contar un suceso con habilidad, de modo que mantengamos la atención del lector. Así pues, el reportaje narrativo debe ser un relato natural en el diálogo, dinámico en la acción y preciso en el planteamiento. Cuando no se atiende a estas premisas, el reportaje narrativo puede caer en un reportaje adulterado por el afán de hacer literatura donde no se necesita.
 
EL GRAN REPORTAJE.- Es el resultado de la más completa labor de investigación de campo, documental, testimonial, fundamentalmente. El gran reportaje es el “doctorado” para todo reportero, pues para realizarlo se necesita contar con una amplia preparación y cultura.
Ahora ya no basta saber un poco de todo, ahora es indispensable tener el dominio no sólo del oficio periodístico, sino de los diferentes temas a desarrollar. El reportero debe ser un hombre que sepa conocer a los hombres y ser un gran escritor.
            El gran reportero que requiere todo gran reportaje debe ser un hombre culto, que domine el tema a tratar (no se puede escribir un reportaje político si no se conocen profundamente las características del sistema político en el que vive). Las disciplinas básicas son psicología, sociología, historia y derecho; deben ser herramientas que el reportero pueda manejar con pleno dominio.
              

 

TECNICA Y ELABORACIÓN

 

            Cada reportero tiene su propia técnica para elaborar un reportaje, la meta es lograr que el reportaje sea leído, entendido y recordado, y para ello se requiere de una técnica eficaz. Las tres condiciones formales de un buen reportaje son: un comienzo atractivo. Un desarrollo interesante y un final concreto.

 

De acuerdo a lo anterior, algunos reconocidos periodistas comentan su propia técnica:

 

·        Raymundo Riva Palacio, reportero de Excélsior  en 1987, señala “antes que nada me documento sobre el tema a tratar; busco en la hemeroteca reportajes anteriores sobre el mismo tema, para conocer qué ángulos se han abordado, la forma como periodísticamente se resolvieron los obstáculos que presenta algún tema en particular. Según la problemática, también recurro a libros y documentos. Después realizo entrevistas con conocedores del tema y especialistas que me orientan y aclaran cualquier duda, antes de proceder a la investigación de campo. Finalmente, voy a la calle a conocer físicamente lo que sé en teoría. Procuro hacer el mayor número de entrevistas posibles y hablar con una amplia gama de personas de todos los niveles y actividades, para lograr un mejor retrato o panorama de la situación que busco comprender y analizar.  En el texto final no incluyo todas las entrevistas, sino que éstas, al momento de procesar y escribir el material me dará el mejor marco para hacerlo y reducirá sustancialmente la posibilidad de error. En temas delicados, asuntos de guerra, por ejemplo: pregunto de manera inocente a militares y a otros personajes de gobierno.

           

·        Fernando M. Garza. “Hacer acopio de la mayor cantidad de información sobre el tema, seleccionarla por su calidad y ordenarla en varios cuadros sinópticos y, si es posible, resumirlos en uno solo. Personas, bibliotecas, hemerotecas, viodecas y grabaciones son valiosas fuentes de material para enriquecer la noticia y transformarla en reportaje”.

                         

            Lo más importante para elaborar un reportaje es investigar, e investigar en periodismo es sinónimo de preguntar; el periodista debe ser un cuestionador en el más extenso sentido de la palabra. El mejor consejo es dedicar toda la experiencia y talento para pintar la escena lo mejor posible. Para ello es necesario adentrarse en ella, permanecer con el o los personajes involucrados el mayor tiempo posible y no temer a preguntar cosas para las cuales pareciera no haber respuesta.

            A veces una sola frase puede dar pie para iniciar un reportaje sobre un tema que al parecer ha sido más que informado. Es difícil encontrar el atractivo de la información, pueden pasar incluso días sin que llegue la “inspiración”.

           

Entrada atractiva. En el caso del reportaje el lead es especialmente importante. No se trata sólo de informar, sino de otorgar todo un planteamiento. Generalmente, en las primeras líneas hay que incluir la noticia, y datos interesantes que inviten a continuar la lectura.

           

Dos estilos de informar la misma noticia.

Estallido de la guerra entre Honduras y El Salvador

 

“Las tropas salvadoreñas fueron advertidas hoy que se preparen para la lucha, después de ser atacadas esta madrugada por aviones hondureños, según anunció el mando militar”. 2.- El ataque a las 4:00 horas no causó daño al aeropuerto internacional de Ilopango, en las afueras de la capital. Los aviones atacantes fueron ahuyentados por aviones de combate salvadoreños.

 

“Esta amarga guerra entre honduras y El Salvador ha envenenado el ambiente de Centro América. Tendrán que pasar algunos años para que los nerviosos vecinos vuelvan a tener la fe de ayer”. 2.- Hace noventa días, los salvadoreños y hondureños, tan similares en su manera de hablar, de vestir, de hábitos y de carácter, se consideraban como hermanos centroamericanos. Pero después de una semana de guerra total, el odio se ahonda”.

 

 

Desarrollo Interesante. El desarrollo de un buen reportaje está basado en la manera particular en que el reportero cuente las cosas que vio; preponderando el interés y la actualidad; evitando que lo accesorio oculte lo esencial. Para que un reportaje sea bueno no sólo tiene que informar sino conmover, provocar, trascender. La dificultad estriba en lograrlo sin adjetivos, sino con la presentación objetiva de todos los elementos, para que el lector se forme una opinión.

 

                Los ingredientes  indispensables en el reportaje, como si estuviéramos hablando de una receta de cocina, son la sencillez, el dominio de la lengua, la claridad de pensamiento, la imaginación y la poesía en prosa; sin abusar de esta última.

 

De acuerdo a Tom Woolf y su Nuevo Periodismo, se ha considerado:

 

1.      Contar el relato escena por escena, saltando de una a otra (haciendo elipsis); recurriendo lo menos posible a la narración histórica.

2.      El diálogo realista capta más al lector, y sitúa al personaje con mayor rapidez y eficacia.

3.      Presentar la escena a través de los ojos de algún personaje en particular, para dar al lector la sensación de estar involucrado en la historia.

4.      Añadir a cada estampa gestos cotidianos, hábitos, modales, costumbres, estilos de mobiliario, de viajar, modos de comportamiento ante niños, miradas, modos de caminar y demás detalles simbólicos.

 

Es un buen ingrediente también la inclusión de citas de autores de renombre, de libros históricos, esto da mayor cimiento al trabajo.

En Guatemala se cumplió lo que el Popol Vuh, dice que haría “... yo soy el que mueve la tierra y la derribará toda”.

 

Preferiblemente, redactar párrafos de tres líneas, máximo 6.

A los sucesos extraordinarios, como el de “los niños lobo”, no dar enfoque de morbo sino muy humanos.

      “La vida para ellos es normal; sienten, ríen, se divierten y juegan con sus amigos de la cuadra”.

      A veces un diálogo interesante y sugestivo (entre políticos) puede ser la base del reportaje.

 

 

Final concreto.- Conociendo perfectamente la historia del reportaje, es posible escribir el final a la vez que la entrada.

 

Algunos Consejos

 

* Así se trata aparentemente de un asunto insignificante, el periodista debe investigar todo a fondo, antes de escribir su reportaje.

 

* Cualidades del reportero: sensibilidad, prontitud para ordenar las impresiones, pleno dominio en el arte de explorar a los hombres, conocer de ellos, llegar al fondo de ellos, adelantarse a los hechos, deduciendo el desenlace de los hechos.

 

* El reportero jamás debe asumir el papel de acusador, aunque cuente con todos los hechos, éstos deberán estar respaldados por fuentes autorizadas; pues se corre el riesgo del peor pecado en el periodismo, mentir o difamar.

 

* Para ser un gran periodista se necesita vocación y tenacidad en la práctica para aprender lo que no sabe, investigar lo que no conoce y ver lo que los ojos comunes no ven, en la búsqueda constante de la verdad.

 

* A través del reportaje, la historia se pone al alcance del hombre común, de ahí la importancia de este género periodístico.

 

 

Nota. La mayor parte de las noticias se consiguen a base de hacer preguntas. La entrevista sirve, pues, para la noticia, el reportaje y la entrevista misma, como género periodístico.

 

 

 

Técnicas Periodísticas EL REPORTAJE

Javier Ibarrola; Edición Gernika, México, 1988, 135 pp.

 

 

 

 

 

 

Principal

Este sitio se actualizó por última vez el 07 de agosto de 2005